La importancia de las visitas a tu familiar con Alzheimer

 

En su última fase, el Alzheimer puede ser devastador. Sin embargo, el contacto con los seres queridos sigue siendo fundamental

 

images

 

Muchas personas piensan que las visitas a su familiar con Alzheimer en una fase avanzada son completamente infructuosas e inútiles. Nada más lejos de la realidad. Las visitas frecuentes tienen un impacto verdaderamente beneficioso en su salud emocional, a pesar de que este sea difícil de observar. Al interaccionar con sus seres queridos, la persona recibe cariño y atención, lo cual mejora su calidad de vida. Además, el contacto habitual con sus familiares hace que la persona con alzhéimer se sienta conectada con el contexto de la residencia, experimente emociones positivas y reduzca su ansiedad e intranquilidad. ¿Te parece poco?

6 pautas para conseguir una visita agradable

Es importante que, cuando vayas a visitar a tu familiar con alzhéimer al centro, no lo hagas a la ligera, sino que tengas algunas cosas en cuenta:

– Planea la visita. Trata de acudir a ver a tu familiar en la hora en la que sepas que se encuentra mejor. En el centro, busca un lugar tranquilo donde podáis pasar un rato agradable juntos.

– Prepara alguna actividad. Puedes llevar preparado algún juego sencillo o una lectura que le guste especialmente. También puede ayudaros a pasar un buen rato ojear un viejo álbum de fotos. En cualquier caso, la visita debe ser relajada. No abrumes a tu familiar con demasiados estímulos.

– Lleva una actitud relajada. Usa un tono de voz calmado, palabras cariñosas y trátale con dulzura. Establece contacto visual y llámale por su nombre a menudo para conseguir captar su atención. Cuidado con este punto, porque esto no quiere decir que debas tratarle como a un niño.

– No pierdas la calma. Si tu familiar se encuentra confundido, ayúdale a aclarar sus ideas, pero nunca discutas con él. No te tomes su enfado como algo personal: una reacción desagradable por su parte puede estar indicando una necesidad insatisfecha que no puede expresar de otra forma.

– Respeta su espacio e intimidad. No te acerques demasiado si ves que eso le hace sentir incómodo y no lleves a cabo acciones que pudiesen despertar su pudor.

– Sé flexible. Debes estar preparado para que los planes no salgan como los habías previsto. Puede ser que una determinada actividad te haya funcionado en una ocasión pero que no te funcione en las próximas.

Aunque tu familiar no pueda recordar, sí que puede disfrutar del contacto y la relación con aquellos que le quieren, y los sentimientos positivos pueden perdurar mucho más que la propia visita. Además, su memoria emocionalse mantiene viva, por lo que sí puede identificar a través de las emociones quién le quiere y le cuida. Tenlo en cuenta la próxima vez que acudas a visitarlo.

Autor: Purificación Salgado

© People Who Global, iStock.com, KatarzynaBialasiewiczD

 

FUENTE: http://www.personasque.es 

https://www.personasque.es/alzheimer/salud/bienestar/visitas-residencia-alzheimer-3965?utm_content=bufferfffdf&utm_medium=social&utm_source=facebook.com&utm_campaign=buffer

Anuncios

Acerca de ascadacr

Organización sin fines de lucro, en pro de familiares y cuidadores de pacientes con Alzheimer y enfermedades afines.
Esta entrada fue publicada en Articulos en medios de comunicación, Cuidadores, Duelo de cuidadores, Familiares, Gerenal. Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s